La falta de liderazgo y las protestas ciudadanas tumbaron a Gina Parody

La polémica Ministra de Educación, Gina Parody, anunció su sorpresiva renuncia a pocos días después de haber perdido el SI con el No en el Plebiscito que impulsaba el Gobierno Nacional para refrendar el Acuerdo de Paz  con las Farc en La Habana, Cuba.

Recordemos que el Presidente Juan Manuel Santos encargó a Parody para que se encargara de promocionar el SI, pero ante este fracaso del 2 de octubre de 2016, los rumores indican que dicha derrota en las elecciones cobró su primera cabeza importante en el Ejecutivo.

Gina Parody entró con muchas expectativas al Gobierno, pero salió por la puerta de atrás como la funcionaria más impopular y cuestionada de la Casa de Nariño.

- Publicidad -

Casos que le pasaron factura

Aunque Parody dijo que se iba porque había cumplido su ciclo y su misión, para muchos es una de las grandes causantes de la pérdida del Plebiscito, ya que provocó a pocos días de realizarse esa consulta popular, una gigantesca marcha en todo el país contra su cartera y el Gobierno.

La razón fue una polémica que se desató en las redes sociales por el intento del MinEducación de imponer unas cartillas con alto contenido sexual a los niños de 10 años en adelante en los diferentes colegios colombianos. Lo que justificó como códigos de convivencia escolar para evitar la  discriminación escolar, lo cual provocó la protesta de varios sectores de la patria, especialmente religiosos, que tienen mucho poder electoral en el país.

Eso le dio mala imagen al Ejecutivo y ayudó a confundir la gente, porque muchos votaron NO para que no se impusiera en el país la citada ideología de género, lo que es uno de los puntos claves del Acuerdo.

También se le culpa por el mal manejo en el SENA, entidad que redujo su capacidad educativa en el país.

La saliente Ministra además le dejó un sabor amargo a la mayoría de profesores de la Nación, quienes le hicieron un gran paro nacional que la puso en jaque y que disipó haciéndoles unas promesas, que a juicio de los educadores, no les cumplió. Los profesores pedían mejoras salariales pero no todos lo lograron.

Eso, sin contar que durante su gestión el país ocupó el último lugar entre unos 40 países, con sus estudiantes, en las famosas pruebas PISA.

Y las grandes protestas de los miles de estudiantes afectados o quebrados en todo el país por los intereses impagables de los créditos del ICETEX, que depende del MinEducación, a quienes se les ha perseguido de varias formas, como hacerles quitar el dominio de su página web “ICETEX TE ARRUINA” o el bloqueo de esa entidad estatal a la cuenta de Twitter de los estudiantes @Icetextearruina, a manera de censura.

No olvidemos tampoco que quiso adueñarse del poder, o sea de la rectoría,  de la principal y más importante universidad a distancia en Colombia: La UNAD, pero no lo logró y por eso la trató de intervenir, sin embargo el Consejo de Estado le puso freno a sus pretensiones.

Para terminar hay que resaltar el oneroso contrato que hizo Parody por 4.752 millones de pesos con grandes medios de comunicación como Caracol, RCN y CM& para promocionar el programa Ser Pilo Paga, que no favorece a las universidades públicas, sino a las prestigiosas  instituciones educativas privadas de Colombia.

Lastre político

Parody  cargará ahora un lastre que la puede quemar políticamente porque cuando aspire a cualquier cargo de elección popular le quedará difícil conquistarlo porque siempre tendrá a sus espaldas a los profesores y los diferentes grupos religiosos listos para criticarla.

“En las últimas horas, he presentado al señor presidente de la República, Juan Manuel Santos, la renuncia al cargo de ministra de Educación por considerar que ha culminado un ciclo de servicio a los jóvenes y niños del país”, declaró muy sentida Parody a la prensa.

Este es el comunicado textual que entregó a la opinión pública Gina Parody: 

“En las últimas horas, he presentado al Señor Presidente de la República, Juan Manuel Santos, la renuncia al cargo de Ministra de Educación por considerar que ha culminado un ciclo de servicio a los jóvenes y niños del país.

Un ciclo en el que cumplí, demostrando que la igualdad en Colombia sí es posible: la educación de calidad ha dejado de ser un privilegio de ricos.

Me siento orgullosa de los logros del país en materia de educación:

Hoy más de 500 mil estudiantes pueden  asistir al colegio ocho horas diarias – en Jornada Única – pasando menos horas en la calle y más tiempo en las clases. Un privilegio que antes solo tenían los alumnos con mayores recursos económicos.

Para ampliar la Jornada Única ya entregamos más de 3.500 aulas, y está en marcha un ambicioso plan de infraestructura para entregarle, en total, 30.000 aulas a los niños de todas las regiones de Colombia. Esto permitirá cubrir el 60% del déficit de infraestructura educativa del país.

Demostramos que lo importante no es cuánto tienen los jóvenes en su bolsillo, sino lo que tienen en la cabeza, permitiendo el acceso de los estudiantes más pobres y talentosos  a educación de alta calidad con el programa “Ser Pilo Paga”. Esta iniciativa actualmente beneficia a más de 20.000 estudiantes y llegará a 20.000 más.

Siempre conté con el apoyo de un equipo comprometido que permitió al país implementar múltiples estrategias para avanzar en la educación de calidad para todos. Nuestro índice sintético de calidad confirma que vamos avanzando en esta materia,  y espero que los resultados se vean reflejados en las pruebas internacionales.

Quiero agradecer al Presidente Juan Manuel Santo por el apoyo incondicional que me ha brindado siempre.

Creo firmemente que con paz, educación e igualdad de oportunidades, Colombia podrá sembrar un futuro mejor y seguiré trabajando con disciplina y sin descanso por ese sueño”.

Decimos lo que otros callan
Cargando...

Deja un comentario