Cuándo serán investigados los jefes de las Farc por sus nexos con Odebrecht

(Foto: La Opinión - Mario Franco)

 
Odebrecht le daba a las Farc un soborno de entre 50.000 dólares y 100.000 dólares (unos 300 millones de pesos mensuales)  a cambio de “permisos” para actuar en los territorios en los que operaba el grupo guerrillero.

El tema de Odebrecht ha dado mucho de qué hablar en Colombia, sobre sus nexos con la clase política nacional, pero nadie dice nada respeto a los vínculos de esta firma constructora brasileña, acusada de corrupción, con los jefes de la guerrilla de las Farc, muchos de los cuales ahora están de congresistas o manejando el poder en algunas zonas del país.

Luego de irse conociendo los detalles de la investigación contra Odebrecht, señalada de dar u ofrecer multimillonarias coimas  o sobornos para ganarse los mejores contratos estatales de construcción en la Nación, salió a la luz pública que durante los últimos 20 años esta empresa les pagó un soborno a las Farc de entre 50.000 dólares100.000 dólares (unos 300 millones de pesos mensuales)  a cambio de “permisos” para actuar en aquellos territorios en los que el grupo guerrillero tenía presencia. El valor de la coima dependía del tamaño del proyecto.

Marcelo Odebrecht, el CEO de la citada firma, a comienzos de 2017, hizo una explosiva revelación al medio brasileño Veja. El polémico empresario aceptó que las Farc también resultaron salpicadas por los sobornos de la multinacional.

- Publicidad -

Según versiones de los ejecutivos de la mencionada compañía constructora, entregadas al Fiscal General de Brasil, desde el año 1990 se empezaron a realizar los pagos que oscilaban entre USD $50.000 y USD $100.000 mensuales. Los pagos aparecieron en los libros de la firma como “costo operativo” o “tributo territorial”. El Departamento de Justicia de Estados Unidos, donde también es investigado Odebrecht, también tiene conocimiento de este grave hecho.

Recordemos que la revista Veja ratificó en su momento que “la empresa contrató a un grupo estadounidense especializado en áreas de conflicto para negociar y pagar el rescate de los empleados. Liberados los rehenes, la empresa dio a los estadounidenses la misión de crear un sistema para prevenir futuros ataques a sus funcionarios. La salida sugerida fue un pago mensual a cambio de proteger a los funcionarios y las empresas Odebrecht”.

Por su parte, la inteligencia colombiana sostiene que las Farc históricamente se beneficiaron de este tipo de tributación a raíz del control que realizaban en territorios donde se asentaban para resguardarse o consideraban estratégicos para movilizar precursores químicos para la elaboración de narcóticos y su posterior comercialización.

Con esto queda confirmado que la organización armada sí operó como una mafia con relaciones con grupos de poder político o empresas.

La Jurisdicción Especial para la Paz (JEP) que pretende juzgar a los hombres de las Farc luego del Acuerdo de Paz entre ese grupo guerrillero y el gobierno del expresidente Juan Manuel Santos en La Habana (Cuba) en 2016, tendría la obligación de llevar a comparecer ante ese tribunal a los directivos de Odebrecht para responder cómo se llevaron a cabo los escandalosos pagos.

“Los terceros que, sin formar parte de las organizaciones o grupos armados hayan participado de manera indirecta en el conflicto armado y hayan cometido delitos en el contexto y en razón de éste, podrán acogerse a la JEP y recibir el tratamiento especial que las normas determinen”, señala el  Acuerdo de Paz de Cuba.

En Colombia, las investigaciones por la corrupción de Odebrecht son llevadas por la jurisdicción ordinaria y avanzan en forma lenta contra muchos políticos, servidores público y presonalidades, pero no se ha tocado el caso de las Farc, cuyas inmensas finanzas, producto de los secuestros, extorsiones, vacunas, narcotráfico y contrabando, se desconocen.

Mientras tanto, Rodrigo Londoño, alias Timochenko, jefe político de las Farc,  no se ha pronunciado al respecto y mucho menos lo han hecho los otros jefes de ese movimiento que ahora disfrutan de sus curules el Congreso colombiano sin ser requeridos por la justicia ordinaria ni por la JEP.

Los colombianos se preguntan: ¿Cuándo serán investigados los jefes de las Farc por sus nexos con Odebrecht?

Decimos lo que otros callan
Cargando...

Deja un comentario