El Congreso aprobó por la vía rápida el Acuerdo de Paz


 

Con 130 votos por el Sí y cero contra el No, la Plenaria de la Cámara de Representantes refrendó, el 30 de noviembre de 2016, el Acuerdo de Paz suscrito entre el Gobierno Nacional y las guerrilla de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (Farc). El pacto quedó completamente refrendado en el Congreso en pleno, pues ya había sido avalado en la Plenaria del Senado.

Cabe recordar que en el debate en la Plenaria de la Cámara, intervinieron por la Presidencia de la República, el Ministro del Interior, Juan Fernando Cristo; el jefe del Equipo Negociador, Humberto de la Calle, y el Alto Comisionado para la Paz, Sergio Jaramillo.

En su intervención, el Ministro del Interior afirmó que el diálogo nacional convocado por el Gobierno, luego de los resultados del Plebiscito, fue “útil y conveniente”, porque de “ahí surgió un nuevo y mejor Acuerdo de Paz”.

Por su parte, el jefe de la delegación de la Casa de Nariño, Humberto de la Calle, y el Alto Comisionado para la Paz, Sergio Jaramillo, expusieron ante los congresistas las características y cambios contenidos en este acuerdo firmado el pasado 24 de noviembre de 2016.

De la Calle explicó que después de las largas jornadas de trabajo con los líderes del No en Bogotá y con las Farc en La Habana, “se incorporó el mayor número posible de cambios: 57 de los 60 propuestos”.

De la Calle recalcó que las Farc dejarán sus armas bajo la supervisión internacional, lo cual no tuvo mayores reparos por parte de los líderes del No. “Se acordó un proceso transparente y claro de dejación de armas, que quedarán después de 6 meses en manos de las Naciones Unidas”, explicó.

El funcionario recordó que la situación actual del cese al fuego es frágil. “Ustedes han visto que ya han ocurrido incidentes, porque una guerrilla en las condiciones de los protocolos vigentes tienen una duración limitada”, por lo que insistió en la implementación del Acuerdo.

El paso por el Senado

Refrendación del Acuerdo en el Congreso
Los senadores Armando Benedetti y Mauricio Lizacano y el Ministro del Interior, Juan Fernando Cristo, los grandes alfiles del Gobierno para aprobar el Acuerdo.

 

La Plenaria del Senado de Colombia aprobó el martes 29 de noviembre de 2016 el Acuerdo de Paz entre el Gobierno Nacional y la guerrilla de las Farc de La Habana (Cuba), con 75 votos por  el sí y 0 por el no.

La ratificación del pacto de Cuba se dio luego de más de doce horas de sesión en las cuales se escucharon las intervenciones del jefe negociador del Gobierno, Humberto de la Calle; voceros del ‘Sí’ y del ‘No’ en el pasado Plebiscito del 2 de octubre de 2016, y decenas de senadores.

Las mayorías de los partidos de la “Unidad  Nacional por la Paz” pusieron los votos necesarios para sacar adelante este requisito en forma rápida, pues es una exigencia de la Presidencia de la República y de los jefes de las Farc. Ver NOTA AQUÍ.

Los que votaron no

Las 3/4 partes del Senado votó, pero los promotores del No, especialmente la bancada del Centro Democrático, en cabeza de Álvaro Uribe Vélez, se abstuvieron de votar.

Los miembros del partido uribista, opositor al Gobierno del Presidente Juan Manuel Santos, se retiraron de la Plenaria en el momento de la votación.

Cuatro conservadores no votaron: Nadya Blel, Mauricio Delgado, Luis Emilio Sierra y Fernando Tamayo. De los liberales, solo Sofía Gaviria se abstuvo de votar y Martín Morales fue el único del Partido de La U, aliado del Gobierno, que no acompañó la refrendación del Acuerdo de Paz.

En este caso, se puede decir que en el Senado se impuso el primer “Fast Track”, un mecanismo de vía rápida,  evitando varios debates, para aprobar a las carreras el citado Acuerdo de Paz, sin hacer los 8 debates requeridos que exige la ley, cuatro en Senado y cuatro en Cámara.

El tema está pendiente del fallo de la Corte Constitucional, donde existen una ponencia de la Presidenta de ese Alto Tribunal, María Victoria Calle, quien sostuvo que dicho “Fast Track” debe pasar por los ocho debates en el Congreso, o de lo contrario sería inconstitucional. Ver NOTA AQUÍ.

Decimos lo que otros callan
Cargando...

Deja un comentario