Charlie Hebdo, el enemigo interno

Reciente portada de Charlie Hebdo

 

Este periódico satírico de poca circulación (60.000 copias) que solo existía y atiende a los intelectuales de Francia fue sacudido por un ataque que deja muchas preguntas y opiniones.

Mucho se ha escrito de quienes y sí estamos de acuerdo con un bando u otro.
Pero la historia humana se ha perdido. En los años 60 y 70 después de la independencia de Argelia y la necesidad de empleo barato llevo al gobierno francés a permitir la entrada de miles de inmigrantes musulmanes del África del Norte con un sistema educativo que los segrega y oprime y viviendo en condiciones difíciles. Ellos procrean una generación que ahora sin empleo pero ya con nacionalidad francesas se han vuelto el peor pesadilla de Francia.

Estos “pie negros”, como son conocidos, son una clase de estrato 0 en Francia. No son liberales, son frustrados por las libertades a sus alrededores porque por su cultura y religión no pueden participar en ello.

Ven una Francia decadente y podrida y como polillas mal dirigidas circulan la luz del Islam. Tengan en  mente que no digo Islam extremista, ya que tal cosa no existe. El Islam es extremista siempre.

Este es el perfil de los hombres ahora entrenados en el arte de la guerra por sus amos franceses, pero aun sin identidad propia. Ellos ahora son guiados por sus nuevos amos religiosos quienes prometen un mundo imaginario con una vida después de su muerte, llena de lo que no pueden adquirir en el mundo real y segregado de una nación que los ignora y ataca con vehemencia y crueldad.

Las teorías de conspiración, las marchas y los medios no miraron que estos hombres son los falsos positivos de una guerra librada entre la ignorancia y el desespero de jóvenes quienes nunca tuvieron una posibilidad de ser incluido en una sociedad que lo único que esperaba de ellos era que les limpiara sus baños y lavara sus calles.

Por Saviz Haeri

 

Decimos lo que otros callan
Cargando...

Deja un comentario