Nuevo Liberalismo: Nada Más que un Embeleco!

Compártelo:

Por: Álvaro Ramírez González.

La Corte Constitucional, mediante tutela, a instancias de los hijos de Luis Carlos Galán, decidió darle vida jurídica al Nuevo Liberalismo que era un partido inactivo.

Juan Manuel, Carlos Fernando y Claudio Galán Pacheco, tramitaron esta solicitud que hoy se ha vuelto realidad.

Pero cual era el Nuevo Liberalismo de Luís Carlos Galán Sarmiento y cual en Nuevo Liberalismo que hoy pretenden manejar sus hijos, los hermanos Galán Pacheco?

El fallo de la Constiucional…

Para empezar debo confesar que nunca milité en ese partido comandado por Luis Carlos Galán Sarmiento, pero tampoco dejé de admirar su carácter, sus posturas, su visión de país y su radical e innegociable actitud frente al narcotráfico que le terminaron costando la vida en manos de Pablo Escobar y José Gonzalo Rodríguez Gacha, líderes del Cartel de Medellín y bajo la tutoría política de Alberto Santofimio Botero, único sobreviviente que purga una larga condena.

Luís Carlos Galán era un líder como pocos; un hombre que pensaba y actuaba de la misma manera y con una actitud patriótica de servicio como muy pocos.

Logró hacer acuerdos ideológicos y políticos con el Partido Liberal y firmar una histórica unión que le dejó el camino expedito para la Presidencia de la República.

Al morir, su esposa Maruja Pachón recibió mucho apoyo del gobierno colombiano y fue embajadora en Francia.
A través de una Fundación con el nombre de Galán, la familia recibió muchos contratos y muchos recursos del Gobierno Nacional, en compensación por la muerte del gran hombre.
Saco adelante la familia y a tres “buenos muchachos”.

Pero es un hecho que ninguno de ellos tiene el talante ni el tamańo de su padre.

Todos ellos de una u otra manera han vivido del Estado, y a la sombra de su padre.

Juan Manuel Galán, fue quien le entregó el encargo a César Gaviria, quien luego ganó la Presidencia, en el entierro de su padre.

Galán militó en el liberalismo, fue pupilo de Gaviria, contradictor hasta la grosería de Álvaro Uribe Vélez y aliado hasta la conveniencia de Juan Manuel Santos y todas las bellaquerías que hizo su gobierno, desde la compra de conciencias, la mermelada, el feroz derroche de recursos públicos, el catastrófico acuerdo de La Habana (Cuba) y el robo flagrante del plebiscito.

No tengo duda alguna que Luis Carlos Galán, jamás hubiera transitado por esos caminos.

Carlos Fernando Galán perdió de manera estúpida la Alcaldía de Bogotá por arrogante y por no llegar a un acuerdo con Miguel Uribe Turbay, dos candidatos que representaban lo mismo.

Esa tontería le entregó servida la Alcaldía de Bogotá a Claudia López, y pasó la Capital de un gobierno excelente, gerencial y lleno de resultados a uno torpe, caótico, improvisador e irresponsable como el de Claudia Lopez.

Estoy seguro que su padre Luis Carlos habría asumido una actitud más patriótica y menos arrogante.

Ese Nuevo Liberalismo que revive hoy a instancias del Consejo de Estado, no revivirá jamás a Luis Carlos Galán Sarmiento.

Juan Manuel Galán se retiró del partido liberal por que Cesar Gaviria consideró con mucha razón que no tenía la fuerza para ser el candidato rojo y se negó a darle el aval.

Intentan pues los Galán Pacheco con este Nuevo Liberalismo, encontrar un futuro político que hoy tienen bastante opaco.

Son buenos muchachos pero ninguno tiene el liderazgo y la grandeza de su padre el inolvidable Galán.

Entonces no es más que un embeleco que no contiene nada de nuevo, distinto al reencauche de unos jóvenes sin futuro cierto en la política.

Nada más que un embeleco!

alragonz@yahoo.es

Compártelo:
Imagen por defecto
La Otra Cara
La Otra Cara es un portal de periodismo independiente cuyo objetivo es investigar, denunciar e informar de manera equitativa, analítica, con pruebas y en primicia, toda clase de temas ocultos de interés nacional. Dirigida por Sixto Alfredo Pinto.


Deja un comentario