Colombia acepta adopción de niños por parejas del mismo sexo, Corte ampara derechos de LGBT

Corte avala adopcion homosexual en Colombia

 
La Iglesia Católica rechaza la decisión porque “hay que respetar los derechos de los niños, quienes no se les puede obligar a tener por papá o mamá dos hombres o dos mujeres”. La Defensoría la exaltó.

El profesor Segio Estrada de la Universidad de Antioquia, apoyado por doce de sus estudiantes, interpuso una tutela para amparar los derechos de los niños a ser adoptados y poder tener una familia, cualquiera fuera su orientación sexual.

Ese fue el gancho para que la Corte Constitucional en su Sala Plena, máxima autoridad en materia de leyes en nuestro nación, emitiera un fallo histórico:  Se acepta en Colombia la adopción de niños por parte de parejas del mismo sexo u homosexuales, sin límites.

El Alto Tribunal, con una votación de 6 magistrados contra 2, se curó en salud y argumentó que no estaba defendiendo los derechos de las personas homosexuales, sino los derechos de los niños a tener una familia.

- Publicidad -

Una de las justificaciones de la Corte es que hasta el año 2014, existían en el país 5.000 niños y niñas esperando a ser adoptados.

Sin embargo, aunque la Corte no lo reconozca en su mensaje está implícito que reconoce los derechos de las personas  homosexuales en Colombia, quien han emprendido desde hace años una gran lucha legal para que les acepten sus derechos.

La comunidad LGBT del país de inmediato festejó el fallo de la Corte, pues según las estadísticas, en nuestra nación hay más de dos millones de ciudadanos con esa condición sexual. Muchos sectores, afines a los LGBT, respaldaron la decisión, pero otros la criticaron, como el Senador Jimmy Chamorro, el Senador Álvaro Uribe Vélez, el Concejal Marcos Fidel Ramírez, la Procuraduría y las Iglesias Católica y Cristiana, entre otros.

Precisamente, la Iglesia Católica rechazó la determinación de la Corte Constitucional de permitir la adopción de parejas del mismo sexo y señaló que no se puede decidir por los niños.

Monseñor Juan Vicente Córdoba indicó que respeta la determinación del alto tribunal, pero aclaró que aunque la Iglesia no tiene nada en contra de la comunidad gay, esta decisión va en contra de la Carta Política de Colombia.

“La iglesia protesta, no estamos de acuerdo y con respeto, pero no menos enfático y claro, denunciamos esto; hay que respetar los derechos de los niños, a un niño no se le puede obligar a tener por papá o mamá dos hombres o dos mujeres”,  ratificó Córdoba.

“Respetamos a los gay, no tenemos nada contra ellos, pero sí queremos ser voz de quienes no tienen voz y los niños no tienen voz, y estamos definiendo por ellos y una Corte que tienen que cuidar la Constitución en vez de cuidarla la cambia, le toca al legislativo, a la rama legislativa cambiar la constitución o crear leyes”, aseveró monseñor Córdoba.

La Defensoría apoya fallo de Corte

Como un avance histórico contra la discriminación y en favor de la igualdad, calificó la Defensoría del Pueblo la decisión de la Corte Constitucional, que mediante votación en su Sala Plena autorizó la adopción de menores de edad por parejas del mismo sexo.

El organismo de control destacó que este histórico paso significa, ante todo, una garantía para los derechos de los niños, niñas y adolescentes que esperan formar parte de una familia estable que promueva su desarrollo en condiciones adecuadas.

La Defensoría recordó que según el Instituto Colombiano de Bienestar Familiar (ICBF), 4.850 niños y niñas con necesidades especiales, permanecen a la expectativa de ser adoptados, cifra a la que se suma una reducción del 62 por ciento en las adopciones otorgadas desde el año 2012 en adelante.

A juicio de la Entidad, este panorama es claro reflejo de una realidad apremiante que puede comenzar a resolverse positivamente con la determinación de la Corte, la cual a través de su Sala Plena abre espacios para eliminar comportamientos de exclusión.

La Defensoría del Pueblo recordó que los prejuicios y estereotipos no están en los cuerpos de quienes son discriminados sino en la mente de quienes discriminan, y señaló que por esa razón superar el escenario de restringir la adopción a la paternidad y maternidad biológica, constituye un logro hacia el pleno reconocimiento de derechos.

En todo caso, el organismo defensor de los derechos humanos pidió asegurar que los procesos de adopción por parejas del mismo sexo, se ajusten (como lo indican la ley y la misma Corte en su pronunciamiento) a los requisitos mínimos de edad, idoneidad y estabilidad. 

Ahora el Bienestar Familiar, que acata el fallo de la Corte Constitucional, debe tomar las medidas necesarias  para implementar ese tipo de adopciones, tal como lo hace con las parejas heterosexuales.

Decimos lo que otros callan
Cargando...

Deja un comentario