Las Vicealcaldías de Seguridad manejadas por militares que quiere Luis Pérez


 

El gobernador de Antioquia, Luis Pérez, un hombre que llegó al poder con el apoyo de la Unidad Nacional, sorprendió con una singular propuesta: Nombrar militares en cargos civiles, la cual presentó por escrito al propio Presidente de Colombia, Juan Manuel Santos, el pasado 18 de octubre de 2016.

“Una propuesta que vamos a implementar en Antioquia es crear vicealcaldías de seguridad ejercidas por militares activos en comisión de trabajo, con funciones de comisarios de policía y corregidores, capaces de coordinar toda la presencia institucional de salud, educación, convivencia y políticas sociales en el territorio municipal que se les asigne”, afirma Pérez en su comunicado.

Según el Gobernador, la razón es porque “uno de los problemas más palpitantes en el camino a la paz es cómo llevar la institucionalidad a los territorios abandonados por las guerrillas, donde los insurgentes han sido la única autoridad durante 30 o 40 años. Si no se lleva la institucionalidad, la presencia del Estado, de una manera inmediata, otros ilegales o bandas criminales podrían tomarse esos territorios y crear un problema más grave que el que se quiere solucionar”.

A Pérez  le preocupan los temas de los cultivos de uso ilícito y la minería ilegal, por eso asegura que “cada alcalde o concejo municipal creará el cargo de Vicealcalde de Seguridad y Convivencia con funciones civiles”, a pesar de que los gobernadores no pueden darles órdenes a los alcaldes o a los concejales.

El polémico burgomaestre local enfatizó:  “Allí donde un alcalde sea asesinado por razones de orden público u obligado a renunciar por una acción de los violentos, solicitaré el nombramiento de un alcalde militar”.

En la época de Uribe hubo alcaldes militares

Los últimos militares en cargos civiles que se recuerdan en Antioquia ejercieron funciones en la segunda mitad de los 90, cuando era gobernador, Álvaro Uribe Vélez, ahora senador y líder del partido Centro Democrático, opositor al Gobierno Nacional.

Uribe hizo el primer nombramiento de ese tipo en 1995, en Amalfi, la tierra de los tristemente célebres  jefes paramilitares Carlos y Vicente Castaño Gil, después de que una bala rozara la frente del entonces alcalde de ese municipio, Francisco Quintero, en un atentado ejecutado por dos desconocidos armados.

Un año más tarde, el hoy ex Presidente de Colombia, nombró al capitán del Ejército Carlos Alberto León como alcalde del municipio de Nariño, luego de que el alcalde electo Luis Alfonso Giraldo fuera asesinado por presuntos hombres de las Farc.

También lo hizo en 1997, después de que los alcaldes de Cocorná, San Francisco, Granada y San Luis,  fueran secuestrados, supuestamente, por esa guerrilla que comandaba el fallecido Tirofijo. Uribe en esa oportunidad eligió a dos capitanes de la Policía y dos del Ejército para que gobernaran esos cuatro municipios del oriente antioqueño.

Esta es la carta de Luis Pérez al Presidente Santos:

carta-gobernador-antioquia

Decimos lo que otros callan
Cargando...

Deja un comentario