Cuando “El Paisa” hizo llorar a El Nogal

Atentado al Club El Nogal y El Paisa
El atentado a El Nogal fue planeado por la cúpula de las Farc y ejecutado por alias El Paisa, cuyo paradero se desconoce.

El temible guerrillero Hernán Darío Velásquez Saldarriaga, alias “El Paisa”, jefe de la violenta columna móvil Teófilo Forero de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (Farc), fue quien llorar a todo el país con la destrucción del prestigioso Club El Nogal, en el norte de Bogotá, donde murieron 36 personas. Ese subversivo es el nuevo integrante del grupo guerrillero en los diálogos de paz con el Gobierno Nacional en La Habana, Cuba.

Esa noche del 7 de febrero de 2003, la Teófilo Forero, comandada por “El Paisa”, detonó un carro bomba en el parqueadero subterráneo de El Nogal. Un total de 36 personas murieron y más de doscientas resultaron heridas.  Según las autoridades, en el lujoso lugar se encontraban más de 600 personas compartiendo. Todo fue un caos de sangre, humo, gritos y lágrimas. Este atentado que los familiares de las víctimas y muchos colombianos no olvidan, está en la impunidad.

- Publicidad -

La motivación para cometer el acto terrorista, repudiado en muchos países, fue darle un castigo o escarmiento a la supuesta burguesía u oligarquía bogotana y mostrarle el poder de fuego de la organización guerrillera al Estado y a la sociedad civil colombiana.

El Prontuario de “El Paisa es quizás el más grande de las Farc, tal vez solo comparado con el del desaparecido Víctor Julio Suárez Rojas, alias “Mono Jojoy”.  Consúltelo AQUÍ.

Velásquez Saldarriaga depende dentro de la estructura militar de la organización rebelde, de otro poderoso subversivo, miembro del Estado Mayor de las Farc: Milton de Jesús Toncel Redondo, alias “Joaquín Gómez” o “Usurriaga”, jefe del Bloque Oriental, y recordado por varias masacres en las fueron sacrificados cientos de soldados en el sur del país, especialmente en las bases militares El Billar (64 muertos), en el Caquetá, y Las Delicias (27 muertos), en el Putumayo.

Recordemos que el sistema de escalafón para acceder al poder dentro de la Farc se mide por las acciones que se cometan contra el enemigo, es decir, quien más miembros de la Fuerza Pública de baja o secuestre, asciende de inmediato en la estructura de mando. Así subió “El Mono Jojoy”; así lo hizo “Joaquín Gómez”, luego de que llegó de prepararse en la famosa Universidad de Amistad con los Pueblos Patricio Lumumba de Rusia y comandó sendos ataques a las dos citadas bases del Ejéricto. Así fue que ascendió “El Paisa”, el heredero de los otros dos.

Este personaje se formó en las filas de los más peligrosos sicarios que preparó y dirigió en el departamento de Antioquia, el capo de capo de la mafia en Colombia, el extinto Pablo Escobar Gaviria, jefe del Cartel de Medellín. Luego escampó en las Farc, donde rápidamente ascendió por su violencia desatada contra la Fuerza Pública, los civiles y hasta sus copartidarios.

En el grupo ilegal se hizo célebre por ejecutar a sus propios compañeros, porque decía que tenía “sapos” o informantes infiltrados debido a varios bombardeos que la Fuerza Aérea le hizo cerca a sus campamentos. Esas purgas o “juicios revolucionarios”  produjeron la deserción de muchos guerrilleros de la Teófilo Forero, porque sus integrantes tenían miedo de que su drástico jefe los mandara a fusilar o a desaparecer.  Lo anterior, de acuerdo con la inteligencia militar, le trajo poca aceptación entre sus mismos dirigidos y al final se movilizaba con pocos hombres y los hacía probar su comida por temor a que lo envenenaran.

Las acciones de “El Paisa”

Pero las acciones de “El Paisa” van más allá,  el diario El Tiempo hizo esta lista de sólo algunos de sus actos violentos:

Asesinato familia Turbay Cote

En 1997 el hijo mayor de los Turbay Cote, el representante a la Cámara Rodrigo Turbay Cote, fue asesinado en cautiverio. Llevaba dos años de haber sido secuestrado por las Farc,

En diciembre del año 2000, en un retén instalado por la columna Teófilo Forero de las Farc en la carretera entre Florencia y Puerto Rico Caquetá, un grupo de aproximadamente 40 guerrilleros armados detuvo la camioneta en la que viajaba su hermano, el presidente de la Comisión de Paz de la Cámara, Diego Turbay Cote, de 31 años, acompañado por su mamá, la líder política Inés Cote y cinco personas más. A los hicieron bajar del vehículo y los asesinaron en el suelo.

Toma al edificio de Miraflores

Asalto a un prestigioso edificio de Neiva y secuestro de 15 personas, entre ellas la excongresista Gloria Polanco y sus hijos el 26 de julio de 2001.

Durante el cautiverio su esposo, el entonces el senador y exgobernador del Huila Jaime Lozada, fue asesinado en el 2005 por las Farc, tras no poder pagar el dinero de la liberación. Polanco y sus hijos fueron liberados en el 2008.

Toma a El Billar, Caquetá

Ataque de las Farc a El Billar, Caquetá, fue uno de los peores golpes que han recibido las fuerzas militares. Luego de tres días de enfrentamiento con la guerrilla, 64 soldados murieron, 19 fueron heridos y 43 secuestrados.

Secuestro de avión de Aires

En el 2002 cuatro guerrilleros de las Farc, camuflados como pasajeros secuestraron un avión comercial de Aires para secuestrar al senador Jorge Eduardo Gechem Turbay, se convirtió en el puntillazo final que obligó al Gobierno a dar por terminado el proceso de paz con el gobierno Pastrana.

Club El Nogal

El 7 de febrero de 2003, la columna Teófilo Forero de las Farc detonó un carro bomba en las instalaciones del Club El Nogal de Bogotá. En total 36 personas murieron y más de doscientas resultaron heridas. De acuerdo con los informes de la policía, en el lugar se encontraban más de seiscientas personas en el momento de cometerse el atentado.

Asesinato de Luis Francisco Cuéllar

En el 2009 el cuerpo del gobernador de Caquetá, Luis Francisco Cuellar, fue hallado pocas horas después de que la Teófilo Forero violentara la entrada de su vivienda y lo secuestrara. Cuellar fue degollado y junto a su cuerpo había explosivos, según confirmó la Fuerza Pública.

Atentado al exministro del Interior Fernando Londoño Hoyos

En la mañana del 15 de mayo del 2012 en el semáforo de la calle 74 con avenida Caracas de Bogotá estalló un artefacto explosivo que fue lanzado contra el vehículo en el que viajaba el exministro del Interior Fernando Londoño. Dos hombres del esquema de seguridad del exministro murieron. Londoño y 27 personas más resultaron heridas.

Joaquin Gomez y El Paisa
“Gómez” y “Velásquez”, sonrientes, tras su reencuentro en La Habana

 

“Joaquín  Gómez”, quien ya está en La Habana, fue el promotor de la llegada de “El Paisa” a la isla caribeña. Con eso, el polémico personaje se blinda de la justicia colombiana por sus crímenes cometidos en el pasado, debido a su estatus de negociador de la paz. Ambos se reencontraron y compartieron en la mesa de los diálogos. Mientras, algunos colombianos apenas se acuerdan del día cuando el Club El Nogal explotó.

Hay que ver cómo se reincorporará “El Paisa” a la vida civil del país y si está dispuesto a afrontar la verdad, la reparación de sus víctimas, pedir perdón y comprometerse a la no repetición de sus actos violentos contra los colombianos. Muchos de sus damnificados, que son gente noble, están dispuestos a perdonarlo por la paz de la Nación.

- Publicidad -
Cargando...

Deja un comentario