Defensoría tras militares de EE.UU. que violaron a menores en Colombia

0
308

Según un estudio entre las menores violadas en Melgar y Giradot por el personal estadounidense aprovechando su inmunidad diplomática, había una niña de menos de 12 años. Además grabaron videos y los vendieron como material pornográfico.

La Defensoría del Pueblo, mediante comunicados dirigidos al Ministerio de Relaciones Exteriores y de Defensa, les solicitó que a través de los canales diplomáticos y de cooperación binacional, se requiera a las autoridades norteamericanas para que rindan un informe sobre el estado y avance de las investigaciones relacionadas con presuntos abusos de militares y contratistas de Estados Unidos en Colombia.

 

Esta petición se dio a raíz  de un informe elaborado por la Comisión Histórica para el Conflicto y sus Víctimas  (integrada por el Gobierno Nacional y las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia, FARC), según el cual entre los años 2003 y 2007 se presentaron al menos 54 casos de abuso sexual en Colombia contra niñas y adolescentes por parte del personal estadounidense.

El Defensor del Pueblo, Jorge Armando Otálora Gómez, afirmó que estos procesos deben trascender la órbita disciplinaria, ya que de comprobarse ameritan un castigo penal y sanciones administrativas ejemplarizantes.

Otalora
Jorge Armando Otálora

 

El funcionario del Ministerio Público rechazó la conducta de los extranjeros, que de acuerdo con el informe, “además e aprovecharse de su condición y de la vulnerabilidad de las víctimas, grabaron videos sobre sus relaciones abusivas”, y recordó que al ser la pornografía infantil un delito de carácter trasnacional, existen mecanismos suficientes para garantizar justicia y evitar la impunidad, independientemente de la inmunidad diplomática que asista a los presuntos responsables.

“Se espera que los colombianos puedan conocer cuántos de los 54 casos mencionados en el informe de la Comisión Histórica para el Conflicto y sus Víctimas, han sido investigados y en qué etapa se encuentran esos procesos”, dijo Otálora Gómez.

El Defensor Otálora valoró el compromiso expresado por la Embajada de Estados Unidos respecto a su determinación de no tolerar ni permitir este tipo de conductas, a la vez que pidió a la Fiscalía General de la Nación informar sobre los casos de miembros de la Fuerza Pública colombiana, presuntamente comprometidos en situaciones similares.

Embajador de EE.UU. en Colombia, Kevin Whitaker

Quiero ser muy claro: el gobierno de Estados Unidos, y yo, como su Embajador en Colombia, no permitimos en absoluto este tipo de conducta“, señaló Kevin Whitaker, embajador norteamericano  en nuestro país.

“La Embajada de Estados Unidos en Colombia ha trabajado cercanamente con las autoridades colombianas para investigar los hechos y tomar las acciones disciplinarias necesarias”, explicó el diplomático extranjero.

Cristina Plazas

Por su parte, la directora del Instituto Colombiano de Bienestar Familiar (Icbf), Cristina Plazas, invitó a las niñas violadas a denunciar los hechos a la línea 018000 91 8080. La funcionaria le pidió al Gobierno iniciar una búsqueda de las niñas para que pongan en conocimiento de las autoridades los abusos de los militares nortemericanos.

Soldados y contratistas militares de Estados Unidos abusaron sexualmente a al menos 54 menores de edad en Colombia entre los años 2003 y 2007, según un informe de la Comisión Histórica integrada por el Gobierno Nacional y las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC).

elmundo.es

 

El informe en la página 48, del apartado llamado “Injerencia de los Estados Unidos, Contrainsurgencia y Terrorismo de Estado”, asegura que los militares quedaron impunes por los delitos de lo que la Comisión denominó ‘imperialismo sexual’.  Además que estás reprochables prácticas hacen parte de un comportamiento discriminatorio contra mujeres, en su mayoría jóvenes, en países donde tienen presencia las bases militares norteamericanas.

Según el reporte, entre las menores violadas por el personal estadounidense había una niña de menos de 12 años. 

“Todos los casos habrían quedado impunes gracias a los acuerdos bilaterales y a la inmunidad diplomática de los funcionarios de Estados Unidos. En uno de los casos más sonados, en Melgar y en Girardot, 53 menores de edad fueron abusadas sexualmente por mercenarios, quienes además filmaron y vendieron las cintas como material pornográfico. También en Melgar, un contratista y un sargento de Estados Unidos violaron a una niña de 12 años en el 2007’’, sostiene el estudio.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here