Expropiación en la Ciénaga Grande: Minambiente calla y Policía niega


 

“Lo que viene pasando en la Ciénaga Grande de Santa Marta no es un asunto nuevo, el despojo de la tierra en la zona es algo sabido desde el 2001 aproximadamente” afirmó el Alcalde del Remolino Magdalena, Virgilio Vargas.

Las fotografías conocidas son dramáticas y evidencian que la expoliación a la Ciénaga Grande de Santa Marta; efectivamente no se trata de un asunto de meses sino de muchos años acumulados de abandono.

La pregunta siguiente es ¿qué hicieron las autoridades ambientales frente a esta degradación continuada?

De las alertas emitidas por Parques Nacionales Naturales de Colombia sólo dos autoridades reaccionaron de manera inmediata: La Fiscalía General de la Nación y la Corporación Autónoma Regional del Magdalena –CORPAMAG. Autoridades que fueron informadas por Parques Nacionales Naturales en la última semana de diciembre de 2014 y las primeras de enero de 2015 (Ver OFICIOS CON RECIBIDOS: http://1drv.ms/1HbqBhc)

La Fiscalía al considerar que la denuncia debía ser del conocimiento del eje temático generó el número de noticia criminal; el número 1100160990342015000066 por el delito de daño en los recursos naturales. Por reparto que se hizo el pasado 16 de marzo, correspondiéndole a la Fiscalía 45 Especializada Satélite de Barranquilla.

Con las investigaciones se indagan las informaciones reveladas por los periódicos nacionales EL TIEMPO (http://bit.ly/1EuJ3yE) y EL ESPECTADOR (http://bit.ly/1CDRKf8). Pero más allá de las informaciones históricas y de la propiedad del predio Los Patos, lugar donde se identificaron los daños sufridos por la Ciénaga Grande, otras revelaciones también son investigadas.

De diversas fuentes; entre ellas oficiales, pobladores y ex paramilitares postaludos en justicia y paz; se escuchan voces que la hacienda Los Patos ha sido propiedad de Alias Mancuso, sitio que debe su nombre a qué el ex jefe “para” disfrutaba en ese predio la caza de los patos migratorios.

Que detrás de la recuperación de los predios está, presuntamente, uno de sus hijos; quien ha hecho presencia en la zona con un grupo aproximado de 70 hombres armados con fusil.

Que estos hombres al mando de alias Alexis han incursionado en los corregimientos del Güaimaro, Santa Rita y Carmen del Magdalena todos del corregimiento de Remolino. La primera incursión que se denuncia se dio en pleno carnavales de Barranquilla a plena luz del día con patrullajes en camionetas y la segunda tres semanas después de noche, en esta oportunidad se bajaron de los carros y tocaron las puertas de varios de los campesinos residentes en el sector.

Los pobladores igualmente señalan que el comandante de esa incursión, alias Alexis, resulta ser presuntamente el administrador del predio Los Patos, según las identificaciones hechas.

Estas versiones igualmente han sido confirmadas por funcionarios de la Unidad de Restitución de Tierras, quienes además denuncian las dificultades para adelantar los trabajos de identificación, individualización y restitución de los predios despojados a los pobladores.

El grupo investigativo del CTI de la FGN de Barranquilla (competente para toda la costa), especializado en delitos contra el medio ambiente y los recursos naturales, con los actuó hoy en la finca Los Patos con apoyo de peritos de Parques Nacionales y de CORPAMAG, a efectos de realizar inspección al lugar de los hechos.

En la inspección realizada hoy por agentes del CTI se pudo constatar la ganadería de búfalos y que áreas correspondientes a Parques en la CGSM igualmente estaban siendo taladas y quemadas, como quedaron registradas en las siguientes fotografías:

Así mismo se pudo confirmar que la Fiscalía 45 Especializada Satélite de Barranquilla en los próximos días escuchará en diligencia a varios de funcionarios públicos responsables que funcionalmente pudieron evitar este daño. Dentro de éstos se pudo establecer serán citados el Alcalde de Remolino, los directores de CORPAMAG y de Parque Nacionales Naturales, entre otros.

“El CTI trabaja para establecer posibles responsabilidades tanto por acción (particulares) como por omisión (funcionarios públicos), toda vez que lo visto hasta ahora, no se construyó en un día”, según confirmaron fuentes oficiales de esa entidad.

Lo sorprendente de todas estas denuncias resultan ser las declaraciones del Gobernador del Magdalena y los comandantes de las Policías del Magdalena y Metropolitana de Santa Marta quienes sostienen que en el Magdalena hace tres años no hay bandas criminales y menos en el área del municipio Remolino donde ni siquiera hay muertos. Afirmaciones hechas ayer en la Gobernación del Magdalena y hoy ante el Procurador Delegado para Asuntos Ambientales, Oscar Darío Maya Navas, en reunión convocada por esa entidad en CORPAMAG.

Lo cierto es que las limitaciones por razones de orden público no han permitido a las autoridades ambientales cumplir su papel en esos territorios pues incluso se ha podido conocer que funcionarios de estas entidades igualmente están amenazados.

Entre el 8 de diciembre de 2014, fecha de elaboración del Informe que concluyó identificando la devastación del Santuario de Flora y Fauna de la Ciénaga Grande de Santa Marta y el 7 de marzo de 2015, cuando se hizo público éste (http://bit.ly/1DGOj7k) ninguna autoridad distinta a la Fiscalía y CORPAMAG acompañó y actuó con Parques Nacionales.

Hoy en el Magdalena, mientras esperamos que el Ministerio de Medio Ambiente, una de esas autoridades invisibles, deje de mantenerse callada; atónitos escuchamos a las Policías del Magdalena y la Metropolitana negar que algo grave, en materia de orden público y seguridad, está pasando en la Ciénaga Grande de Santa Marta.

Por Alejandro Arias

MIEMBRO DE LA FUNDACIÓN PARA LA PRENSA LIBRE

Decimos lo que otros callan
Cargando...

Deja un comentario