Crisis institucional en la Cruz Roja Colombiana. La Corte Constitucional, en sentencia de Tutela, pone de presente violaciones a la ley en esa entidad (1a Entrega)

Compártelo:

“LA LIBRE EXPRESIÓN Y EL ACCESO A LA JUSTICIA”

Una  gran sombra se posa sobre la entidad nacional e internacional humanitaria más importante del país, que debería ser ejemplo en materia de derechos constitucionales: La Cruz Roja Colombiana.

Hay un fallo de Tutela trascendental importancia para la democracia y la reafirmación del Estado de Derecho en Colombia, un hecho que ha pasado desapercibido en los medios, inclusive en los Entes de Control y no ha tenido ninguna trascendencia. Pero es todo un escándalo. 

Reiteremos que la Cruz Roja es una entidad que supuestamente persigue aliviar y promover el derecho internacional humanitario y otros derechos, pero al parecer no aplica los que predica en lo que tiene plasmado en su misión y en sus famosas arengas publicitarias.

Antes de entrar a comentar en detalle el fallo de Tutela es pertinente recordar que en otra publicación se comentó el proceso de Francisco Espinosa, directivo de la Cruz Roja Colombiana Seccional Boyacá, funcionario de confianza de la Presidente Miryam Judith Carvajal, la eterna mandamás de la citada entidad, fue condenado por estafa.

Conozca el tema de Luis Espinosa en este Link.

Y allí no queda todo, este funcionario, el señor Espinosa, fue quien denunció ante el Tribunal de Ética, supuestas violaciones a la ética de los tutelantes, y no tenemos información pero parece que sigue fungiendo como Presidente en la Seccional Boyacá, y estuvo a punto de ser elegido directivo de la Sociedad Nacional. Igualmente, se eligió como miembro de la Junta Directiva a Carlos Iván Márquez, quien fuera el Director de la Unidad de Gestión y Riesgo (UNGRD) durante el gobierno del Presidente Juan Manuel Santos, y quien tiene a su haber varios procesos de responsabilidad fiscal pendientes.

De otra parte, tenemos información que desde el 2017, la señora Carvajal, viene arrasando (sacando de la entidad) con todos los directivos o externos que no comulgan con sus políticas y ansias de poder, reflejadas en su aspiración de perpetuarse en el mismo y pareciera que hasta ahora lo ha logrado. Eso sí, logró remover a la Revisora Fiscal, Nexia Montes, y acabó con la Oficina de Auditoría Interna, cancelando injustificadamente el Contrato de Prestación de Servicios, y que hoy es objeto de un proceso arbitral en la Cámara de Comercio de Bogotá.

Llama la atención que durante la administración de doña Miryam Judith Carvajal, se han presentado una serie de denuncias y quejas en las redes sociales. Se ha solicitado la intervención de los Entes de Control para que verifique y valide la destinación de los Recursos Públicos, que son cuantiosos, dado que la fuente principal de ingresos proviene de la Lotería de la  Cruz Roja, y estos por ley deben ser destinados en Salud,  pero a pesar de insistentes Derechos de Petición, aún no se ha logrado el objetivo de la revisión, que en  la opinión de expertos juristas es del resorte de la Contraloría General de la República.

Sin embargo, esta Entidad inexplicablemente no ha admitido su competencia y la trasladó a la Superintendencia Nacional de Salud y Coljuegos, y en una de sus últimas comunicaciones también traslada la competencia a la Alcaldía de Bogotá.

Sobre esta última, los expertos consideran que el organismo interno de control de las ESAL (Entidad Sin Ánimo de Lucro), en la Alcaldía de Bogotá, debería tomar cartas en el asunto, y asumir la revisión administrativa de la Sociedad Nacional de la Cruz Roja Colombiana, tal como lo hizo con la Universidad Sergio Arboleda, teniendo en cuenta lo narrado en el fallo de tutela y que muestra abiertamente el abuso de poder y las decisiones arbitrarias por parte de los directivos que quieren perpetuarse en el poder, violando derechos constitucionales y democráticos de altos directivos y funcionarios de la entidad.

Es pertinente revisar los gastos de administración ejecutados durante la administración de Miriam Judith Carvajal, (2017-2023) además de la burocracia y adquisiciones  y gastos suntuarios, honorarios de profesionales del derecho para todos estos procesos que está adelantando la Cruz Roja. La cantidad de reuniones, asambleas, gastos de hotel, alimentación, transporte, etc., donde pudieran estar utilizándose recursos de la salud dándoles una destinación diferente, por ello hay que insistir que es una función de la Contraloría General de la República  y en la parte administrativa, la competencia es de la Alcaldía de Bogotá, en  la sección de control de las ESAL.

Transcribimos unos apartes de la TUTELA.

La recomendación es que se lean todo el texto de la TUTELA CONTRA LA CRUZ ROJA (Link), es una pieza de incalculable valor jurídico y académico, quisimos destacar en los hechos todo el proceso, incluyendo su cronolología y todo el desgaste administrativo y de recursos económicos por parte de la Sociedad Nacional de la Cruz Roja Colombiana, malversación de dinero que hubiera podido utilizarse en fortalecer su misión humanitaria, pero estamos ante una Presidenta soberbia adicta al poder.

Las decisiones de la Tutela, en resumen:

  1. Revocar todas las sentencias adversas y conceder los derechos a los tutelantes.
  2. Ampliar la decisión a los procesos de Luis Alfonso Hoyos y Carlos Hernán Arias Betancourt.
  3. Dejar sin efectos el proceso ético.
  4. Reintegrar dentro de los cinco (5) días siguientes a partir de la notificación, a PATRICIA LEONOR MAESTRE CASTRO, FABIÁN ESCOBAR MONTOYA, LUIS ALFONSO HOYOS MOLINA Y CARLOS HERNÁN ARIAS BETANCOURT.
  5. Advertir a la SOCIEDAD NACIONAL DE LA CRUZ ROJA COLOMBIANA, se abstenga de adelantar procesos disciplinarios en los que se persiga la expresión de manifestaciones de disenso y se busque sancionar la simple discrepancia de opiniones dentro de sus procesos deliberativos.

Esperamos que los Entes de Control, la CONTRALORÍA GENERAL DE LA REPÚBLICA, la AUDITORÍA GENERAL, la SUPERINTENDENCIA NACIONAL DE SALUD, COLJUEGOS, la PROCURADURÍA GENERAL DE LA NACIÓN y la ALCALDÍA DE BOGOTÁ, actúen conforme a sus competencias y le presenten el resultado final a Colombia y a los entes internacionales afines.

Compártelo:
La Otra Cara
La Otra Cara

La Otra Cara es un portal de periodismo independiente cuyo objetivo es investigar, denunciar e informar de manera equitativa, analítica, con pruebas y en primicia, toda clase de temas ocultos de interés nacional. Dirigida por Sixto Alfredo Pinto.


2 comentarios

  1. Casos similares se evidencian en las seccionales de la Cruz Roja Colombiana, Yo soy ejemplo de eso. A un grupo de voluntarios por no estar de acuerdo con las decisiones tomadas desde la administración Seccional, las directivas parecieron actuar con ánimo de persecución contra nosotros y nos abrieron procesos disciplinarios que finalizaron todos en suspensiones y posteriormente no nos permitieron el reintegro. Durante ese proceso retiraron de la institución a varios voluntarios.

    Cabe destacar que una de esas malas decisiones tomadas por la administración y por la que manifesté mi inconformismo causo que varios compañeros de la institución se vieran contagiados por Covid-19 y lamentablemente uno de ellos falleció.

  2. Es importante que tengan en cuenta que al interior de la Cruz Roja habemos muchos voluntarios que seguimos sus principios y por lo tanto no, comparto la forma despresiable con la que se escribe el articulo, ya que la Cruz Roja no es solo las personas que la dirigen como funcionarios si no los miles y millones de voluntarios alrededor del mundo que entregan su tiempo para aliviar el sufrimiento de las personas. Agradezco que se haga referencia a las directivas no a la Cruz Roja como su totalidad ya que son algunas de ellas las que estan dentro del proceso aca expuestro.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

banco agrario nota 2 1