¡Prohibido suicidarse en primavera!

Compártelo:

Diciente, premonitoria portada que reitera que el poder económico, se acomoda -invariablemente- al político, sea quien sea el que lo alcance, detente. Sospechosos, inescrupulosos equilibristas que siempre caen parados. Calculado, prefabricado, estratégico vitrinazo, dispuesto por el codicioso grupo Gilinski -conocido de autos-, demostrativo del explícito, tácito afán por arrimarse al sol que más caliente, haya que traicionar al que haya que traicionar, guiado por las encuestas que en forma unánime prescriben como inminente la llegada de PETRO; lo que esclarece la nada extraña mudanza que de un plumazo borró el otrora insidioso pasado, reservas morales.

Habilidosa, mediática, pragmática manera de desbrozar -sin necesidad de ser adivino- el camino del CAMBIO, que se materializará el próximo domingo que, de aplazarse, el ballotage lo cristalizará. Anhelada, redentora RENOVACIÓN, por décadas diferida, urgida por el famélico, explotado, postergado Juan pueblo, engañado, trampeado, inmisericordemente reprimido.

VIRAJE en buena hora agenciado por ¡Colombia Humana!, cabeza del ¡Pacto Histórico!, coalición comprometida con contrarrestar, cesar el atroz desgobierno con cargo al ‘Centro Demoníaco’, mimetizado en ‘Equipo por Colombia’, personificación del impresentable CONTINUISMO configurado por las incontables masacres’; los inhumanos ‘falsos positivos’ e infames asesinatos de líderes sociales, defensores de DHs’. Sangriento legado asumido -sin beneficio de inventario- por el maquillado, descastado, insulso, neófito FICO -el mismo perro con distinta guasca- que ¡ES MÁS DE LO MISMO!

Una imagen vale más que mil palabras.

Clon del marrullero, dulzón, procaz pasmarote; batracio cuyas carencias académicas, cognitivas, éticas, inexperiencia -antípodas de los valores, cualidades requeridas para quien ostente con dignidad, solvencia el cargo de presidente de la República, que DUQUE -seleccionado a dedo- se encontró en un bazar. Pergaminos vendidos por el furiibismo -fuente de la que bebe-; como fortalezas que soportan la brutal, pésima, reprobada gestión -para el olvido- que descuadernó el país, traicionó, burló, hizo trizas el Acuerdo de Paz, balance del Consejo de Seguridad de la ONU, de la perpleja Comisionada que comprensible, ininterrumpidamente muestra su desazón, glosa, reprocha el genocidio perpetrado contra los desmovilizados.

Puede ser una imagen de 2 personas, personas de pie y traje
A desgano del Omar Yepes, jefe del partido Conservador.

Indignación a la que se suma la desairada, variopinta opinión nacional e internacional, que verifica -impotente- como arrecia la burda, delictual, grosera, desvergonzada, vertiginosa participación política contra PETRO -primero en las encuestas-, de los autocalificados “mejores presidente, fiscal de la historia colombiana, de los serviles: min-gobierno, min-defensa, Zapateiro-; procuradora que mira de soslayo dicha extralimitación. Importaculismo que contaminó, descarriló, vició el proceso electoral, que a leguas se percibe en las redes sociales, convertidas -por las bodegas gobiernistas- en fétidas alcantarillas.

Herramientas de comunicación que llegaron, no como una moda pasajera, sino para quedarse; para cambiar definitivamente la manera de interrelacionarnos; construir conocimiento; crecer culturalmente, en la medida que se utilicen correctamente; no como hoy, que el Ejecutivo degradó, en busca de congraciarse con el maquiavélico, belicoso, paranoico, desahuciado mentor, al que le aguarda su condigno, seguro, dramático funeral de tercera.

Orfandad que imploro a los ‘Dioses de la fortuna’, la supla con un milagroso, reflexivo, quimérico momento de grandeza, cordura, lucidez, que ilumine a los indecisos para que patrocinen la TRANSICIÓN, contagie a los patológicos, vergonzantes fiadores ‘furibistas’ -causa perdida-, para que desistan del enfermizo, fóbico sectarismo que los mantiene encadenados al ‘héroe de la patria’, consagrado por su incondicional, vacía servidumbre, a sabiendas que es inútil pedirle peras al olmo, máxime cuando el indomable caporal completó un cuarto de siglo atravesado -como mula muerta- al CAMBIO.

prohibido suicidarse en primavera-alejandro casona-9788441425132    A semejanza de la tragicomedia: ¡Prohibido suicidarse en primavera!, de Alejandro Casona (1943), es indicativa -la carátula reproducida- de que el Olimpo, se decidió -concluyente, irrebatiblemente- por PETRO, para arbitrar un Gobierno conviviente, justo, serio, honesto, equilibrado, progresista, de avanzada, que se encargue de recomponer, rescatar nuestra martirizada, ‘abudineada’ nación; infundirle fe, confianza, esperanza, optimismo, alegría, ganas de vivir.

Dice el viejo adagio: «Los pueblos se merecen los gobernantes que tienen«.  Espero que Colombia en siete días elija un nuevo presidente, inteligente, informado, solidario, que presida un Gobierno ídem, prescinda de la apacentada “guerra sucia”, financiada por el régimen; expresión que proviene de las décadas del 70 y 80, conocida -también- como “guerra de baja intensidad”, atada a las violaciones de los DHs, cultivadas por los servicios de seguridad de regímenes dictatoriales del cono sur: Brasil, Argentina, Chile, Paraguay, Uruguay, Bolivia.

‘Remember’: La ‘Operación Cóndor’ (nombre en clave) surgida en plena Guerra Fría, consumada por la CIA, que aniquiló, asesinó, masacró, secuestró, torturó libremente opositores calificados de sediciosos, llegándose a impensados: 50.000 muertos, 30.000 desaparecidos, 400.000 presos.

¿Encuentra amigo lector (sobreviviente) alguna coincidencia con nuestros ‘falsos positivos’, ‘masacres’, ‘desapariciones selectivas’? Responda: ¡Votando! 

Bogotá, D.C., 22 de mayo de 2022

http://articulosmarioariasgomez.blogspot.com.co/30

Compártelo:
Imagen por defecto
mario arias gómez

Abogado, periodista y escritor


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.