Ser amigo del Gobierno paga, el Canal Uno es para Gaviria, Yamid y Coronell


 

La Casa de Nariño adjudicó la señal contra viento y marea a su más fiel escudero en la política y a sus grandes defensores en los medios de comunicación.  Según la ANTV, el negocio fue por $107.500 millones y la concesión será por 10 años.

La Autoridad Nacional de Televisión (ANTV), una entidad del Gobierno Nacional, adjudicó la concesión de espacios de televisión del canal nacional de operación pública (o Canal Uno) al único proponente en el proceso de licitación, llamado Unión Promesa de Sociedad Futura Plural Comunicaciones SAS. Conformada por aliados de la Presidencia de la República.

Este grupo está integrado por las empresas CM&, NTC, RTI y HMTV, que se unieron para quedarse con el jugoso negocio.  Estas firmas fueron cuatro de las diez inscritas previamente en el Registro Único de Oferentes (RUO) y se salieron de la licitación como Jorge Barón TV y el grupo de Luis Carlos Sarmiento, dueño de El Tiempo y CityTv.

Según la ANTV, la propuesta del oferente  Plural Comunicaciones SAS, cumplió con todos los parámetros contemplados en el pliego de condiciones y fue por un valor de $107.500 millones, es decir, un 9,6% superior al precio fijado y adoptado por la Junta Nacional de Televisión.

- Publicidad -

“Hoy, el país cuenta con una nueva opción de televisión dentro de un ejercicio democrático, en el que los interesados tuvieron la oportunidad de participar en un proceso pluralista, con garantías de transparencia, y que superó todas las barreras legales y jurídicas”, manifestó la ANTV en un comunicado de prensa.

La ANTV aseguró que durante el proceso de licitación dio respuesta a cada uno de las observaciones presentadas y contó con el acompañamiento continuo de la Procuraduría General de la Nación como ente de control.

La adjudicación de la concesión de espacios de televisión del canal nacional de operación pública (Canal Uno) fue otorgada a Plural Comunicaciones SAS por un período de 10 años a partir del primero de mayo del 2017, fecha en que iniciará la programación este nuevo concesionario.

“Este nuevo panorama contribuye al fortalecimiento del sector, a brindar a los colombianos la televisión que se merecen y a continuar trabajando por contenidos de calidad que construyan país”, indicó la ANTV.

Lo que se puede decir, es que el Presidente Juan Manuel Santos adjudicó la señal del Canal Uno, contra viento y marea, a su más fiel escudero en la política y a sus grandes defensores en los medios de comunicación.

El negocio se le entregó a un solo oferente, por lo que no estuvo libre de cuestionamientos. La señal quedó en manos de un grupo formado por NTC, de Daniel Coronell; CM&, de Yamid Amat y su socio, el expresidente César Gaviria; RTI de Patricio Wills, miembro de la familia Santos; y la firma extranjera HMTV.

Es bien conocido que el exmandatario liberal César Gaviria maneja los hilos del poder en la Casa de Nariño y  tiene a varias fichas claves en el Gobierno, como el propio Ministro de Comunicaciones, David Luna, quien tiene jurisdicción sobre la ANTV, por lo cual fue recusado sin éxito.

Yamid ha puesto su noticiero CM& al servicio de la Presidencia a cambio de jugosos contratos de publicidad, reportados en el pasado por la Contraloría General.

Coronell, cuya empresa ha sido beneficiaria de jugosos jugosos contratos del Estado, es amplio defensor de Santos y encargado de contrarrestar mediáticamente a sus críticos.

…Ser amigo del Gobierno paga.

Por Samir Alberto Pérez

La Sección LA CARA CIUDADANA es un espacio donde nuestros colaboradores y lectores escriben 
sus artículos y no refleja o compromete el pensamiento ni la opinión de La Otra Cara
Decimos lo que otros callan
Cargando...

Deja un comentario