Los anillos de Saturno están desapareciendo: La NASA


 

Por mario arias gómez*

Bogotá.

La Administración Nacional de la Aeronáutica y del Espacio, más conocida como NASA, con sede en Estados Unidos, revela que los anillos de Saturno -uno de los planetas más reconocibles del Sistema Solar- están desapareciendo a una velocidad alarmante.

- Publicidad -

Gracias a las observaciones de las sondas espaciales, Voyager 1 y 2, cuyos datos fueron recolectados desde hace décadas, la NASA generó las estimaciones necesarias que revelan que “el segundo planeta más grande de nuestro barrio espacial, está perdiendo sus emblemáticos anillos”, conformados en su mayoría, por trozos de hielo de diversos tamaños, flotando en su órbita, los cuales están siendo arrastrados hacia el planeta, debido a la gravedad “como una lluvia polvorienta de partículas de hielo, bajo la influencia del campo magnético de Saturno”, informó la entidad científica norteamericana.

El fenómeno se denomina “lluvia de anillos” y drena suficiente agua de los anillos para llenar una piscina olímpica cada 30 minutos, dijo un experto del Centro de Vuelos Espaciales Goddard, un laboratorio de investigación de la NASA, mediante un comunicado, quien considera que el sexto planeta del Sistema Solar podría quedarse sin anillos en unos 300 millones de años, que en términos espaciales, sería un tiempo relativamente corto, si se compara con la edad del planeta que es de más de 4,000 millones de años.

Esta la conclusión publicada en el sitio web especializado Science Direct. En la publicación se argumentó: Somos “afortunados” de presenciar un sistema de anillos en la mitad de su vida. Si estos son temporales, como muestra la evidencia, es posible que nos hayamos perdido los anillos de otros planetas como Júpiter, Urano o Neptuno, que actualmente solo tienen anillos delgados. Los colores presentes en algunos anillos dan cuenta de la existencia de partículas de polvo de otros minerales, como por ejemplo el óxido de hierro como fuente del color rojizo.

Decimos lo que otros callan
Cargando...

Deja un comentario